Ultreia Saint Jacques, en la cúspide neoyorquina

El afamado restaurante de la Gran Manzana, Le Bernardin, está considerado por muchos el mejor restaurante de marisco y pescado del mundo. Trabaja con gran variedad de especies autóctonas de la costa de Nueva York, y cuenta con tres estrellas Michelin. Como es práctica habitual en él, cada mes tiene un vino recomendado, un vino que, por sus características, es merecedor de estar en un puesto privilegiado dentro de un restaurante como Le Bernardin. Este mes de febrero ha sido tocado por la varita mágica del restaurante uno de los vinos del prestigioso Raúl Pérez, Ultreia Saint Jacques. Recordemos que este vino se elabora en el Bierzo, es un tinto joven con una crianza de 12 meses, elaborado con la variedad mencía procedente de viñedos situado entre el interior y la costa, una situación que otorga temperaturas suaves, dando como resultado un vino muy equilibrado y de menor graduación alcohólica que se embotella sin clarificar ni filtrar.